Un legado histórico

Claudio Orosz es abogado y participó en los juicios por delitos de lesa humanidad realizados en Córdoba como representante de familiares y víctimas del genocidio que comenzó antes de marzo de 1976 y se extendió hasta diciembre de 1983.

En el Juicio La Perla, Orosz es representante de la agrupación HIJOS y de Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas de Córdoba. “Representamos a un sector social que pese a tener un reclamo justo jamás ha tomado la Justicia por propias manos, entonces poder formalizarlo por un tribunal de la Constitución demuestra la diferencia moral entre los represores y nosotros”, afirmó el abogado.

Las investigaciones de la megacausa se realizaron en el año 1998 y 1999, en el marco de los Juicios por la Verdad. En el año 2003, tanto la agrupación HIJOS como el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) y Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas de Córdoba y la propia fiscalía a cargo de Graciela López de Filoñuk; solicitaron la inconstitucionalidad y la nulidad de las leyes de Punto Final y Obediencia Debida. Finalmente en el año 2003 lograron que las leyes sean declaradas inconstitucionales e inaplicables y se reabrieran todos los juicios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *